Caldera de condensación: una excelente solución para combatir el frío en casa

El frio dentro de cualquier casa no es nada agradable, nadie quiere un hogar gélido en las estaciones donde el calor está ausente. Esta es la razón de que existan cientos y cientos de soluciones para combatir al frio, siendo una de ellas y de las más eficientes la caldera de condensación.


Como bien nos explica la empresa de gasfitería Eurofont, las calderas de condensación van más allá que las calderas de gas, debido a que poseen una clase de tecnología con mayor rendimiento y menor consumo. Ellas están en la capacidad de aprovechar gran parte del calor que se pierde en forma de vapor de agua en el humo de la combustión, con el propósito de generar un rendimiento extra.


El rendimiento extra a su vez permitirá consumir un aproximado de entre el 15% y el 30% menos de gas. Aunque todo depende de su tipo y del uso de instalación.
Uno de los puntos positivos de estas es que, son adecuadas para cualquier tipo de instalación, por lo que sin importar si es una instalación de radiadores o de suelo radiante, en todos los casos producirá un ahorro considerable de combustible.
Incluso, mientras mayor sea el consumo de calefacción, más rentable es su uso. La razón es que su eficiencia se maximiza cuando la instalación trabaja con menor temperatura, de ahí que hoy en día la encontremos instalada en muchos hogares donde el frio y la humedad son sus peores aliados.

Ventajas de las calderas de condensación

  • Ahorro en la factura del gas: como las calderas de condensación están en la capacidad de recuperar el calor perdido, será posible que ahorres hasta un 30% en la factura del gas. Así que con ellas se puede con facilidad consumir menos gas y todavía conservar la temperatura adecuada en tu casa.
  • Menor emisión de contaminantes: no solo ahorrarás dinero, sino que estarás contribuyendo al medio ambiente. Las calderas de condensación al consumir menos gas, reducen las emisiones de CO2.
  • Mayor eficiencia: en estos equipos se ha integrado la mayor tecnología con respecto a otros tipos de calderas, es por eso que tiene un 5% más de eficiencia si se le compara con cualquier otra caldera estándar. Algo que se aplica, incluso en las peores condiciones de funcionamiento.
  • Y por último y nos menos importante, verifica las distintas tomas de gas, junto a su entrada y salida de agua, etc… Será muy importante que cada toma esté en buen estado y correctamente instalada.

Consejos para un uso más eficiente

  • Tu caldera de condensación funcionará más eficientemente si facilitas su trabajo con los siguientes consejos que te aportamos a continuación:
  • Deja espacio alrededor y sobre los radiadores para permitir una correcta transmisión del calor.
  • Baja las persianas de aquellas estancias que no estén habitadas.
  • Tendrás que purgar anualmente tu caldera, revisa previamente el manual o habla con el profesional que te la instaló, es fundamental que tengan un mantenimiento adecuado para su mejor funcionamiento.
  • Nunca dejes que la temperatura en el hogar baje a los 18ºC en las horas no calefactables.
  • Ubica correctamente los termostatos programables.

Gracias por leernos. ¡Esperamos que nuestros consejos te sean de ayuda!

Comentarios

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *